miércoles, 29 de mayo de 2013

Expedición al Ártico toma las primeras muestras de vida submarina microscópica

Tara Oceans, la misma misión científica francesa que recientemente culminó una vuelta al mundo, ahora busca comparar la presencia y condiciones del plancton del Ártico con el de otras regiones del planeta.

RICHARD GARCÍA
"Nuestro objetivo es comprender la vulnerabilidad de la biodiversidad polar a la luz de la actividad humana, cómo el derretimiento de la capa helada del Ártico impacta el ecosistema polar marino y qué tipos de contaminación están afectando a estas remotas áreas". Así describe el biólogo Chris Bowler la meta de la expedición Tara Oceans Círculo Polar 2013, de la cual es su coordinador científico, que circunnavegará el Ártico durante seis meses por rutas que recién han sido abiertas a las embarcaciones.
La iniciativa es impulsada por la organización científica Tara expeditions, de origen francés, que el año pasado culminó una vuelta al mundo tras cuatro años de investigaciones para conocer el estado de la biodiversidad marina e identificar especies.
La nave Tara zarpó el domingo 19 de este mes desde Lorient, Francia, y el fin de semana pasado sus científicos tomaron las primeras muestras de vida marina microscópica en aguas al sur de Islandia. Por estos días deberían recalar en Tórshavn, en las islas Faroe, territorio danés. "El tiempo ha causado algunos cambios en el programa, pero está todo bajo control", asegura Bowler a "El Mercurio".
La embarcación se dirigirá luego al puerto de Tromso, en Noruega, y luego al de Murmansk, en Rusia. Desde ahí atravesará el paso del Noreste, una región del Ártico normalmente cubierta de hielo, pero que debido al cambio climático ha quedado libre de ellos en el verano boreal. Desde Rusia se dirigirá a la costa de Canadá, para luego atravesar el paso del noreste, otra zona habitualmente cubierta de hielos antes del calentamiento global, y emprender ruta rumbo a Groenlandia. Desde allí retornará a Francia, en noviembre.
Se trata de una expedición extrema, ya que antes del Tara Oceans, solo dos embarcaciones han completado con éxito la misma ruta. Entre los riesgos que deberán enfrentar se cuenta un tiempo atmosférico inestable y la presencia de hielo por todas partes. Aunque se trata de un período en que se produce el mayor derretimiento, la ventana de tiempo en la que los pasos quedan abiertos es muy corta, y cualquier acontecimiento inesperado podría retrasarlos.
"Comenzaremos a experimentar el Ártico real después de recalar en Tromso y Murmansk, desde comienzos de julio. Es muy temprano todavía para saber cómo estará el paso del Noreste este año, pero esperamos ser capaces de proceder como está planeado", cuenta el biólogo.
Uno de sus principales objetos de investigación será el plancton de esas latitudes. Entre los organismos que investigarán se cuentan virus, bacterias y otros representantes del mundo microscópico. De ellos verán su distribución y características y los compararán con los datos obtenidos en otras regiones por la anterior expedición. "Estudiaremos todo el ecosistema del plancton, desde pequeños virus de 20 nanómetros hasta larvas de peces de unos pocos milímetros", detalla el investigador.
El trabajo será multidisciplinario, ya que incluirá expertos en oceanografía, percepción remota, genómica, biología molecular, taxonomía, bioinformática, proceso y modelamiento de datos.
Los contaminantes también están en la agenda de Tara. Les interesa en particular el impacto del plástico, mercurio y gases de efecto invernadero en esa área.
Por encargo de la NASA y la Universidad de Maine, abordará un estudio del color del océano, especialmente las partículas superficiales que le dan pigmentación.
Evaluarán también los cambios que están experimentando los habitantes de la región, tanto animales como humanos, por el impacto de la apertura de nuevas rutas de navegación y áreas de pesca. "Se ha hablado de que ellas son una oportunidad económica, pero también pueden acarrear un gran riesgo ecológico", dice Bowler.
_______________________
APOYO GLOBAL
La misión de Tara Expeditions es una iniciativa francesa sin fines de lucro orientada a estudiar el impacto del cambio climático y la crisis ecológica en los océanos. Cuenta con el apoyo del gobierno francés, la NASA, Naciones Unidas y varias empresas privadas.

Fuente: http://diario.elmercurio.com/2013/05/28/ciencia_y_tecnologia/mas/noticias/b6417cfd-f983-4fdf-95b8-b1f12035cf48.htm