martes, 30 de julio de 2013

Perú duplica a Chile en capacidad de generación eléctrica en construcción con 3.200 MW

La nación andina tiene un parque generador 42% más pequeño que el chileno:

En el país vecino se están levantando once unidades sobre 90 MW, de las cuales la mitad corresponde a iniciativas hidroeléctricas. La más grande es una termoeléctrica de 564 MW.  

El fuerte crecimiento que registra la economía peruana desde hace varios años es uno de los distintivos del país vecino.

Con un Producto Interno Bruto (PIB) expandiéndose por sobre el 6%, Perú ha debido impulsar varios de sus sectores productivos para mantener este dinamismo en el tiempo.

Uno de esos rubros es el energético, que en el último tiempo se ha transformado en un área estratégica para Perú. Ejemplo de esto es el anuncio de una serie de proyectos de generación eléctrica que buscan abastecer la mayor demanda de energía en el país vecino.

De acuerdo con un análisis realizado por la empresa Alstom, en la nación andina se construyen 3.200 MW. Dicha cifra duplica la capacidad que representan las iniciativas que se levantan en Chile en materia eléctrica. De acuerdo con el plan de obras de la Comisión Nacional de Energía (CNE), y sumando la termoeléctrica Cochrane (531 MW), en nuestro país hay en construcción 1.575 MW.

Según el catastro, la mitad de las inversiones en desarrollo en el país vecino corresponden a centrales hidroeléctricas. Estas son Machupichu II (92 MW), Cheves (271 MW), Chaglla (456 MW), Quitaracsa (112 MW), Santa Teresa (98 MW) y Cerro del Águila (525 MW).

Por el lado de las unidades termoeléctricas, el listado lo conforman Fenix (540 MW), Termochilca (200 MW) Reserva Fría (183 MW), Reserva Fría ETEN (230 MW) y Reserva Fría ILO (564 MW).

No obstante, la capacidad instalada de Perú es un 42% menor que la chilena, con siete mil MW de generación versus los 12 mil MW de nuestro país.

Si se compara la cartera de proyectos del país vecino con lo que sucede en Chile, en nuestro país hay sólo tres iniciativas que superan los 100 MW de capacidad. Estas son Cochrane (531 MW), Guacolda V (152 MW) y Angostura (316 MW).

A su vez, la paralización de inversiones en generación podría traer serios problemas para Chile a finales de la década, tal como lo expuso un análisis realizado por la eléctrica Colbún. Según los cálculos de la empresa, aunque se construyeran todas las centrales informadas en el plan de obras de la CNE, se produciría un déficit de 33% entre la oferta nueva de electricidad y la demanda energética del Sistema Interconectado Central (SIC) hacia el 2020.

Rol del Estado

Uno de los aspectos que ha impulsado el desarrollo de proyectos eléctricos en Perú es el rol que ha tomado el Estado a través de la agencia Proinversión, dice el vicepresidente de Alstom para el cono sur, Julio Friedmann.

"En Perú, al igual que Chile, los privados son libres de invertir, construir plantas de generación, y celebrar contratos con grandes clientes. Pero en algunos casos, para las distribuidoras, Proinversión llama a la licitación y hace todo el proceso de selección de los ganadores, y después los contratos son suscritos por las distribuidoras con los generadores. Los procesos son abiertos para este modelo, y éste es el procedimiento para las licitaciones promovidas por el gobierno para atender las necesidades de las distribuidoras privadas", afirma el ejecutivo.

De hecho, el gobierno de Perú ya anunció el lanzamiento de una licitación de 1.000 MW para la construcción de centrales que permitan abastecer bloques de energía de distribuidoras.

Todas estas medidas se han traducido en menores precios de la electricidad en Perú. En ese país el valor de la energía para clientes libres bordea US$ 60 por MWh, mientras que en Chile en la zona centro-sur el costo marginal puede superar en promedio los US$ 200 por MWh.

Situación
Siete mil MW es la capacidad instalada de generación que tiene Perú.

1.575 MW
es la capacidad de generación que actualmente está en construcción en todo Chile.